Lavanda: Así Debes Cuidar a la Reina de las Aromáticas

Post 14 of 33
Lavanda: Así Debes Cuidar a la Reina de las Aromáticas
Las especies aromáticas son plantas resistentes al sol, a la sed y a los suelos pobres por lo que son muy adecuadas para la llamada xerojardinería, un método que promueve unconsumo reducido de agua en el jardín. Las principales plantas aromáticas que se pueden encontrar en España son: romero (Rosmarinus officinalis), con sus flores mínimas siempre mirando al mar; salvia (Salvia officinalis), con espigas florales azul violáceo y aroma de campo; tomillo (Thymus vulgaris), de grandes cualidades medicinales;santolina o abrótano (Santolina chamaecyparissus), auténticas alfombras amarillas de bolas de oro; y nuestra protagonista, el espliego o lavanda (Lavandula angustifolia), con su característico aroma a ropa limpia.
Mediterráneo Jardín by Atelier Nelumbo Garden Design
Atelier Nelumbo Garden Design
No se debe confundir las plantas aromáticas para el jardín con las especies culinarias, también llamadas hierbas aromáticas, porque tienen mantenimientos muy diferentes. Entre ellas se encuentran el cebollino, el eneldo, el perejil, el cilantro, la menta, la hierbabuena, etc. Estas hierbas requieren mucha humedad, sol-sombra y veranos e inviernos suaves. Por su parte, las plantas aromáticas pertenecen en general a la familia de las Lamiáceas y no son herbáceas, sino semileñosas o subarbustivas, así que al contrario de las hierbas aguantan bien la sequía. Las tareas de mantenimiento más importantes que deben recibir son la poda postfloración anual y la de rejuvenecimiento al cabo de 3 ó 4 años. Te explicamos cómo hacer ambas.

Aguante extremo a pleno sol. Hay pocas especies vegetales que efectivamente puedan vivir y florecer a pleno sol. La gran mayoría sucumben ante sus potentes rayos. Pero las aromáticas son una de ellas. No le temen al calor y al sol, aunque no existan árboles, praderas o casas cercanas. Son un verdadero hallazgo que todos hacemos en algún momento de nuestro devenir jardinero.

Mediterráneo Jardín by Hábitas
Hábitas
Todo son ventajas. Con sus hojas, casi siempre aciculares, las aromáticas se refrigeran a sí mismas y reducen mucho su transpiración. Sus tallos leñosos separan las vegetaciones del suelo impidiendo quemaduras. Y sus fragantes aceites esenciales, no grasos, volátiles por naturaleza (se evaporan rápidamente) y livianos (poco densos), contribuyen a rebajar la temperatura alrededor de cada planta. Acercarse a un macizo de aromáticas es dejar de sudar de inmediato, sentir un grato bienestar así como la compañía de un montón de polinizadores que, con las abejas a la cabeza, sacan un gran provecho de estas joyas.
by Pepe Plana
Pepe Plana
Mejor con agua. Que resistan la sed no quiere decir que no adoren el agua. Un macizo de aromáticas con un efectivo sistema de riego por goteo será más hermoso y lucido que otro mortificado por la ley del mínimo aporte. Sujetará mejor el terreno y no creará muchos troncos leñosos, que son menos estéticos que las copas herbáceas. Aunque pueden vivir muchos años, es preferible sustituirlos cada 4 ó 5 años. Siempre que realices la replantación de un macizo, cambia de especie para evitar plagas y enfermedades del suelo.

by Covadonga Gala
Covadonga Gala
No son exigentes en suelo, pero… Todas estas plantas se contentan con cualquier suelo, aunque agradecen sobre todo los no demasiado arenosos. Evita, sin embargo, las tierras turbosas y demasiado fibrosas, como los bosques ácidos y húmedos del norte.

El riego les gusta más de lo que parece. A pesar de que pueden sobrevivir en medio de la aridez de los bosques secos, enebrales, pinares extensivos, etc. lo cierto es que las presencias más esplendorosas de aromáticas se consiguen bajo riego. Un sistema de goteo, accionado a mano o programado automáticamente en días alternos, será ideal para que su vegetación luzca majestuosa.

by Covadonga Gala
Covadonga Gala
Mantenimiento: poda postfloración. Esta poda es la que debes realizar todas las temporadas, tras la época de floración. Hay que cortar las flores pasadas y algo más. Con esta labor, realizada con la tijera de perfilar de dos manos, conseguirás que desde el momento en que las flores de este año lleguen a su final, ya empiecen a formarse las nuevas para la próxima temporada.
by Covadonga Gala
Covadonga Gala
Resultado: orden y estética. El macizo quedará igualado y atractivo, adoptando unas formas redondeadas y uniformes, de modo que evitarás la presencia de partes secas y pajizas en tu jardín. El aroma a lavanda se multiplicará solo rozando los ejemplares podados.

by Pepe Plana
Pepe Plana
Mantenimiento: poda de rejuvenecimiento. La segunda de las operaciones recomendables para un macizo de lavandas es una enérgica poda de rejuvenecimiento, que debes realizar con la potentísima tijera de uña, también conocida como podadera de dos manos. Esta es una poda que debes acometer cuando observes que las plantas “enseñan” su interior, cuando se encuentre pelado de follaje, leñoso y feúcho. Corta las diferentes ramas de forma individual a 10-20 cm del suelo.
by Pepe Plana
Pepe Plana
Resultado: planta lista para la brotada. Una vez ejecutada la poda de rejuvenecimiento, tus lavandas quedarán en condiciones para que, en cuanto llegue el buen tiempo, broten las yemas latentes o adventicias inmersas en sus troncos. Solo deberás soportar esta presencia desoladora durante un par de meses. Después, podrás disfrutar de plantas renovadas y preciosas en el macizo, al menos un par de años más.

by Pepe Plana
Pepe Plana
Residuos de poda: acolchados perfectos. El día de poda de las lavandas se genera gran cantidad de residuos, que pueden llegar a llenar bolsas y bolsas de ramas. Con tanto material puedes hacer dos cosas, lo que sea antes de tirarlo a la basura o quemarlo: o bien triturarlo con la máquina biotrituradora para incorporarlo al silo de compost; o bien utilizarlo para acolchar los árboles de tu jardín o huerto de frutales. Se trata de un ramaje libre de parásitos, que además ahuyenta a los enemigos del jardín. Y como añadido ¡huelen de maravilla!

Fuente: www.houzz.es
Imagen: www.wsj.com